BUSCAR HISTORIAS DE FUTBOL

lunes, 17 de julio de 2017

Brasil: Ronaldo no sufrió epilepsia en la final de 1998, sino un problema cardiaco

Así lo confirma Bruno Caru, uno de los médicos que le realizó un electrocardiograma tras aquella 'misteriosa' descompensación del delantero antes de la final Francia-Brasil.

Casi catorce años después, puede que al fin se sepa qué fue lo que realmente pasó en aquella noche fatídica para Ronaldo, que le pudo haber costado mucho más que perder una final de la Copa del Mundo de fútbol. Hasta ahora se creía que lo que sufrió el delantero, antes de aquel partido Francia-Brasil en 1998, fue un ataque de epilepsia. Pero un médico ha confesado que en realidad lo que hubo fue un importante problema cardiaco.

Así lo confirma, al menos, Bruno Caru, afamado cardiólogo que atendió a Ronaldo tras aquel episodio que dio la vuelta al mundo. Esa noche de 1998, en medio de un gran hermetismo por parte de la selección de Brasil, sólo se informó que el delantero habría sufrido una descompensación antes de la final, y durante casi dos décadas y media se sostuvo que se trató de un problema de epilepsia.

"Ronaldo estaba en la cama siguiendo una carrera de Fórmula 1 y una inclinación artificial del cuello comprimió el glomus carotídeo, un órgano secretor responsable de regular el ritmo cardíaco y la presión arterial. La frecuencia cardíaca tuvo una caída que le provocó el desmayo y las convulsiones", explicó Caru, profundizando los informes que hasta ahora había dado Piero Volpi, jefe de los servicios médicos del Inter de Milán, club en el que jugaba el delantero.

Caru desveló que Roberto Carlos, que compartía habitación con El Fenómeno en la selección de Brasil, fue quien dio la voz de alarma a los doctores diciendo que el punta había tenido un ataque epiléptico. Tras ello, le llevaron al hospital y le trataron en neurología. Horas más tarde, Ronaldo estaba disputando, de todos modos, la gran final que perderían frente a Zinedine Zidaney compañía.

"El jugador fue sometido a varias pruebas, pero como bien sabemos los médicos, un neurólogo no pierde el tiempo a la hora de hacer un electrocardiograma, cosa que hicimos Volpi y yo, cuando Ronaldo regresó de París. Pues bien, el electrocardiograma realizado en el hospital reflejaba un ritmo cardiaco de 18 latidos por minutos, lo que significa que durante ese periodo no había tenido prácticamente ninguna actividad eléctrica ni mecánica en el corazón", dijó Caru

El especialista añadió, asímismo, que tras ese episodio Ronaldo estuvo grogui unos días debido a la medicación que le dieron, indicada para los ataques epilépticos.

"Los médicos dieron por bueno que había sufrido un ataque epiléptico y se le administró un poderoso medicamento, idóneo para la epilepsia, el utilizado por Marilyn Monroe para suicidarse, y que reduce la actividad cerebral. Eso explica su juego en el partido ante Francia. Y eso explica las imágenes del jugador cayéndose por las escaleras del avión como si estuviera borracho a su llegada a Brasil tras el Mundial", concluyó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario